Coches con siniestros, golpes o roces suelen aparecer en la venta de ocasión

La duda más habitual entre los usuarios, es  la compra de un coche con un golpe de carrocería.
Para responder vamos a distinguir entre grandes accidentes que necesitan taller de inmediatogolpes estéticos que no perjudican el funcionamiento del coche pero sí lo afean, y las rayas o rozaduras propios de un uso habitual.

Grandes golpes

Los coches con siniestros provienen de accidentes que no han sido reparados, pero en coches relativamente nuevos cuyo valor de ocasión aún es elevado. Hay una compraventa habitual de este tipo de coches, que normalmente son reparados para dejarlos en su estado original. Deben pasar una nueva ITV, por lo que sus reparaciones suelen ser bastante buenas.
Este tipo de coches siniestrados está destinado a profesionales de la reparación que lo arreglan y lo vuelven a poner en el mercado. Es desaconsejable la compra como particulares ya que el arreglo privado es muy caro. Si están bien reparados valen la pena si tienen un precio contenido.

Accidentes estéticos

El caso más habitual es comprar un coche que tiene un desperfecto de chapa que no influye al funcionamiento del coche. Aletas, puertas o capó pueden tener un golpe, roce o bollo que no afecta su uso. En este caso ¿compramos el coche?.
Sólo lo aconsejaríamos en compras entre particulares, si el precio es de verdadera oferta y si nos encajan otras cualidades del coche. En el resto de los casos, mejor buscar un coche sin este tipo de desperfecto.
No comprareríamos nunca un coche con óxido en estas piezas, ya que signfifica que el golpe se produjo hace tiempo y puede crear otros daños. Si la intención es repararlo, mejor pedir un presupuesto previo.

Coches con roces y rayas

Pasamos a un tercer caso, en el que el coche presenta rayas, pequeños roces o algún raspón pequeño típico por un uso habitual.
En estos casos sí conviene comprar si nos gustan otras cualidades del coche. Con un pulido de carrocería pueden eliminarse muchos defectos, pero si lo queremos impecable y vamos a pintarlo más vale pedir presupuesto primero.
Vale la pena recordar que en la compra de ocasión no estamos ante un coche nuevo así que, aunque conviene ser exigentes, tampoco podemos pedir que los coches tengan un estado de fábrica, ni siquiera entre concesionarios o profesionales que avalan su buen estado.

Fuente: actualidad.autocasion.com

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: