La fibra de carbono como principal baza ante la báscula para el futuro BMW Serie 7

El peso. Uno de los mayores lastres, nunca mejor dicho, al consumo y uno de los objetivos históricos para la historia de la automoción, quizá, algo descuidado en los primeros años del siglo XXI con compactos que dispararon sus cifras como consecuencia de la llegada de mayores dimensiones y sistemas de seguridad, pero con la crisis energética y la lucha por los consumos, el peso se coloca en el centro del punto de mira de los fabricantes con más atención que nunca.

Hemos hablado en otras ocasiones de las últimas medidas de las marcas por acotar esta cifra para ofrecer mejores dinámicas y menores consumos y emisiones, y hemos visto como por ejemplo Mazda tiene a punto los sistemas Skyactiv, mientras Honda, también reduce el peso en sus procesos de fabricaciónBMW es ahora quien lanza un nuevo órdago al peso con el BMW Serie 7 como protagonista.

Según una reciente entrevista, Klaus Draeger, miembro de la directiva de BMW, el próximo BMW Serie 7contaría con una amplia presencia de la fibra de carbono junto al aluminio y acero. Se recurriría de este modo a la fibra de carbono a un nivel estructural, no sólo para cubrir pequeños detalles y partes del vehículo con una función, en la mayoría de las ocasiones, más estética que en busca de la eficacia ante la báscula.

De este modo, de cara a la próxima generación del BMW Serie 7, fechada aproximadamente para 2015, ofrecería un peso menor que el actual modelo que, en vacío, roza las dos toneladas de peso, superando esta barrera en las versiones 750i, 750li, 760i y 760li, repercutiendo no sólo en un mejor comportamiento, sino que también y como principal causa de esta búsqueda del menor peso posible, mejores consumos y por lo tanto, menos emisiones.

Al mismo tiempo que la marca germana nos muestra un camino hacia la eficiencia no sólo de la mano de sus motores, también nos estaría indicando su propuesta de futuro para el desarrollo de la estructura de este modelo haciendo también una declaración de intenciones ante Mercedes, quienes los rumores ya atribuyen la presencia de la fibra de carbono, también a nivel estructural, para el futuro Clase E, consiguiendo rebajar hasta 350 kg en el peso final.

Fuente: Worldcarfans

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: